Lasaña de verduras y setas

lasanaverduras¡Hola a tod@s! La receta que os traigo hoy nació por la necesidad de quitarme el antojazo creado por mi becaria, que trajo una lasaña al trabajo que infundó en mí la necesidad de comer este plato tan rico 😉

La verdad es que me quedó una lasaña vegana muy muy rica y por eso he querido compartir la receta con todos vosotros. Ya veréis también qué rica y qué ligera es la bechamel de arroz!!

Os dejo con la receta ^-^


Ingredientes


  • 1 puerro
  • Unos ajetes tiernos (o un par de ajos normales)
  • 1 zanahoria
  • 150 de setas shiitake (también podemos usar otro tipo de setas)
  • 1 calabacín
  • 200 gr de tomate frito (yo usé el ecológico que venden en Aldi)
  • Un chorrito de salsa de soja
  • 9 placas de lasaña (yo usé de las precocidas, es decir, de las que se hacen solas en el horno)
  • 1 cucharada de semillas de amapola
  • 1 cucharada de semillas de girasol
  • Aceite de oliva
  • Orégano y tomillo al gusto
  • Sal y pimienta

Para la bechamel de arroz:

  • 500 ml de leche de arroz
  • 40 gr de harina de arroz
  • ½ cucharadita de nuez moscada
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal
  • Parmesano vegano (ver receta aquí)

Elaboración


– En primer lugar, troceamos en puerro, la zanahoria y los ajetes de forma menudita.

– En una sartén, vamos pochándolos a fuego medio.

– Mientras, troceamos las setas en láminas y el calabacín en medias lunas finitas.

– Pasados 5-10 minutos incorporamos las setas a la sartén y movemos bien.

– A continuación, añadimos el calabacín, las semillas, las hierbas y salpimentamos.

– Seguimos pochando durante unos 10 minutos más y reservamos.

– Para la bechamel, calentamos el aceite de oliva en una cacerola y añadimos la harina de arroz sin dejar de remover. Se hará una pasta.

– De inmediato, añadimos la leche de arroz la sal y la nuez moscada sin para de remover. Veremos como poco a poco se va espesando.

– Pasados unos 5 minutos ya estará lista nuestra bechamel. Podemos rectificar de espesor añadiendo más harina (previamente diluida en agua), si la queremos más espesa, o más líquido, si es que la queremos más clarita.

– Si queremos que el relleno quede compacto, añadimos un par de cucharadas de bechamel al mismo y removemos.

– Ahora vamos a montar la lasaña.

– Engrasamos con aceite de oliva una bandeja de horno y coloca mos tres placas de pasta; sobre las mismas pondremos una capa de salsa de tomate, otra del relleno de verduras, y otra de tomate. Luego otras tres placas de pasta, tomate, relleno y tomate; y terminamos con otras tres placas de lasaña.

– Vertemos la bechamel sobre las últimas placas de pasta, espolvoreamos con el parmesano vegano y metemos en el horno durante media hora a 200ºC.

– Sacamos con cuidado nuestra lasaña del horno y servimos de inmediato.

– ¿Os apetece lasaña para comer? 😉


2 comments

  1. laura dice:

    Mmmmm!! Riquísima, no podía ser de otra manera!! Me apunto la bechamel de arroz, en casa la hacemos pero en lugar de bechamel ponemos ali oli y piñones y nada de queso porque así ya tiene sabor suficiente. Fíjate que curioso, hace unos días probé en Florencia una lasaña de pesto con verduras que estaba de muerte súbita y me acordé mucho de ti. Besos princesa.

Deja un comentario